domingo, 14 de junio de 2009

De los brotes verdes a la subida de impuestos...

Finalizada su labor como parachoques o salvavidas electoral de los socialistas que intentaban aminorar la derrota al precio que fuera - la verdad no es un asunto que preocupe mucho a ZP y a sus ministros - hemos pasado casi instantáneamente de la afirmación rotunda de que se acercaba un cambio de tendencia a tener que decir digo donde dijeron Diego y recomponer las previsiones económicas que vendieron como verdad revelada y que otra vez se han demostrado falsas de toda falsedad.
El ministro de Industria Miguel Sebastián acudía presto al quite asegurando este sábado que con las previsiones económicas "realistas" anunciadas por el Gobierno, en las que estimaba una caída del 3,6 por ciento del PIB en 2.009 y del 0,3 por ciento en 2.010, y una subida de la tasa de paro de hasta el 17,9 por ciento este año y del 18,9 por ciento en 2.010, "lo peor de la crisis" ya ha sido dejado atrás, aunque lo que no se atrevió a decir es, que de acuerdo a las expectativas más optimistas, no podremos empezar a crear empleo hasta mediados o finales del 2.011.
Que mintieron a calzón sacado por aquello de las elecciones europeas, creo que nadie lo puede negar, ni una semana ha podido aguantar el invento de lo brotes verdes ante la presión de las noticias de la prensa económica internacional y de la CE.
Poca credibilidad les queda pero están dispuestos a malbaratarla con tal de ganar tiempo y ahí se acumulan las distintas "ocurrencias ministeriales" para justificar el agostamiento de los brotes verdes .
Por una parte el Sr. Sebastián manifestaba, con cara de póker, que con "estas previsiones tan realistas creemos que lo peor ya ha pasado", aunque acabasen de reconocer que no han dado una y que han tenido que rectificar por enésima vez las previsiones gubernamentales y que por tanto a nadie sorprendería que después del verano tuvieran que hacer otra "revisión".
Como al reconocimiento del empeoramiento de la situación económica hay que sumar una subida de impuestos, para más INRI impuestos indirectos que gravan más duramente a las rentas más bajas, Blanco ha echado su cuarto a espadas y nos ha informado que la medida no es una subida de impuestos sino por el contrario una "actualización".
Y ya para finalizar la madre de la subida y responsable de nuestra economía, la vicepresidenta segunda y ministra de Economía, Elena Salgado, anunció este viernes la subida de impuestos , que responde, a su juicio, a la “necesidad de crear una economía sostenible” y a salvaguardar “la salud de los españoles”.
Así que ya saben, vamos cuesta abajo y sin frenos, estamos bastante peor que lo que creía o decía el gobierno, pero como ahora ya lo saben los ministros, pues estamos mucho mejor. Claro que como los ciudadanos somos unos indocumentados que no sabemos nada de nada, nos tienen que explicar que la subida de impuestos no nos debe preocupar porque nos va a proporcionar una economía sostenible y va a salvaguardar nuestra salud y si algún derechoso rebelde sin causa, todavía se atreve a quejarse de la subida de los impuestos ahí está Pepiño Blanco para explicarnos que no es un incremento sino una acualización.
¡Hombre! hablando se entiende la gente, el gobierno no tiene un duro y debe apretarnos las clavijas, pero si no es una subida de impuestos como creíamos sino una actualización y si además así tendremos una economía más sostenible y mejor salud, eso amigo mío es otra cosa. ¡Donde va parar!
Una actualización es lo que nos hace falta pero de ministros o quizás mejor sería de todo el gobierno.
Paz

1 comentario:

  1. Gobernar no debe haber sido fácil, nunca. En días como estos, peor. Todo es complejo y las expectativas enormes, y los intereses más...

    El mayor problema es que no hay, para el corto plazo 'soluciones' sino la posibilidad de parchear, y eso hacen. Porque el modelo se ha muerto y hay que reinventarlo (parafraseando a Sarkozy)... y eso lleva su tiempo.

    ResponderEliminar