miércoles, 30 de marzo de 2016

Hay 10.000 motivos para que no gobierne la izquierda



Hay 10.000 motivos para que la zurda no pueda gobernar, no son los 100.000 hijos de San Luis atravesando los Pirineos, pero desde luego tienen un peso específico muy importante, hasta decisivo diría yo, sobre la acción del próximo gobierno. Son los 10.000 millones de euros que hay que recortar durante  2016 en el déficit de nuestras cuentas.

Lo sabe perfectamente Pedro Sánchez que viajó a Bruselas a implorar clemencia al Comisario europeo de Economía Moscovici y se llevó un no rotundo. De nada le sirvió la humillación que recuerda a la que tuvo que asumir en su tiempo  Enrique IV Emperador del Sacro Imperio que tuvo que viajar hasta Canosa para solicitar a Gregorio VII que le levantara la excomunión; cierto que el socialista no se presentó ante Moscovici, al menos que se sepa, vestido de saco y con el cabello cubierto de cenizas, que a lo peor ahí estuvo el fallo, porque al emperador sí que le levantaron la pena canónica y en cambio el socialista se vino para casa con ese gesto de mosqueo perpetuo que le caracteriza.

No hay en España un partido de izquierdas que sea capaz de recortar 10.000 millones de euros para cumplir con la UE y a la vez hacer realidad todas esas promesas que ofrecen a los ciudadanos. Si la cubana decía aquello de que no hay cama para tanta gente, habrá que reconocer que aquí no hay pasta para tanto gasto, por mucho que se empeñen los zurdos en explicarnos que van a sacarles los jurdós  a los ricos, porque si no hay más profeta que Mahoma, sobre los impuestos y los ricos no hay más que una verdad: En España los ricos no pagan impuestos.

Lo digo yo, pero también lo ha dicho en El País Juan Carlos Monedero, cofundador de Podemos y al que recordarán porque tuvo que salir de la escena política haciendo fú como los gatos, cuando Montoro le pilló en un renuncio  y supongo que para que la cosa no fuera a mayores hizo mutis por el foro y hasta ahora. Dice Monedero que resulta imposible que un pacto Sánchez- Podemos tenga un buen fin y explica los motivos.

En primer lugar  dice que el PSOE está roto, a Sánchez se le discute en el partido, yo aquí añado que también Podemos sufre ahora mismo una crisis interna grave, en segundo lugar afirma que el recorte de los 10.000 millones supone un lastre insalvable para sus políticas sociales y en tercer lugar el acuerdo con Ciudadanos resulta inasumible.

La situación está perfectamente definida, quizás Monedero se esté posicionando para volver a Podemos y aprovechar la ocasión para alzarse con el santo y la limosna, pero ha dejado las cosas muy claras. Lo que no ha dicho es que los programas económicos de  Podemos y de C,s-PSOE se basan en el supuesto que ese recorte no se va a producir, cuando lo cierto es que todo el mundo sabe que habrá que hacerlo o al menos intentarlo, a no ser que queramos montar un numerito al estilo griego, con las consecuencias que todos conocemos.

Esto es muy sencillo ¿Recuerdan quién hizo en España la reconversión industrial?, pues la hizo la izquierda, a la derecha no se la hubieran dejado hacer, hubiera ardido el país. Lo mismo sucede con los recortes, tal y como están las cosas la única opción que puede llevarnos por el camino al que nos obligan nuestras deudas, es la derecha.

Para entendernos, el PP.

1 comentario:

  1. Miguel, estamos 102 días en esta farsa teatral, está dando para mucho hablar y poco hacer, no se ve otra salida que nuevas elecciones, pero lo peor es que saldrá lo mismo o parecido, ¿a que estamos condenados?.
    Yo le pediría a los votantes que se fijen bien antes de emitir su voto, quien seria el mejor gestor de su propio negocio, y menos escuchar cantos de sirenas.
    Saludos !!

    ResponderEliminar