jueves, 18 de febrero de 2016

El “Y tú más”, el artero tapabocas de la zurda






En esta España, en cualquiera de las dos que nos haya de helar el corazón, que decía D. Antonio, parece que sólo existe una verdad que nadie osa discutir; todos aceptamos dócilmente que la izquierda en este país tiene bula. Una y otra vez la zurda afirma que todo lo que pueda hacer o decir la derecha está mal, simple y llanamente porque la derecha no puede hacer nada bueno y por el contrario lo que hacen ellos  está bien, porque la zurda es buena per se y por tanto no pueden hacer nada mal aunque así lo pretendieran.

Vamos, que el PSOE se ha inventado una suerte de dogma que concede el don de la infalibilidad y de propina el de la intangilidad a  cualquier dirigente socialista, que la cátedra que vale no es la del Romano Pontífice, sino la que ellos tienen en Ferraz y esto que leído aquí suena a disparate o a boutade, si reflexionan un poco es lo que nos tragamos sin pestañear todos los días. 

Desde Ferraz y sobre todo desde sus terminales mediáticas, se nos explica una y otra vez lo malos que son los de derechas y lo buenos que son ellos y no hay nadie capaz de oponerse a semejante disparate. Por poner un ejemplo supongo que todos habrán escuchado una y otra vez el mantra de que los del PSOE son los defensores de la libertad y la democracia, encarnada en la extinta II República, cuando precisamente los que se reputan como sus defensores, para demostrar su inquebrantable amor por la tolerancia, organizaron una sangrienta rebelión armada en el mes de octubre de 1934 contra esa república de sus amores, con la peregrina excusa de que la derecha había ganado las elecciones y claro así no jugaban, que el balón era suyo y se lo llevaban a su casa, a tiros, pero se lo llevaban, que una cosa es la democracia y otra muy distinta permitir que gobierne la derecha.

Y todo esto viene a cuento de lo que nos explican a diario los medios de comunicación en los que  por tierra, mar y aire, se nos machaca incansablemente con la corrupción del Partido Popular y en cuanto algún ciudadano se le ocurre apuntar respetuosamente que ciertamente en el PP se han lucido con lo de la corrupción, pero que cuando los del PSOE hablan de esa lacra sería bueno que se taparan un poquito, porque hacen bueno aquello de la paja en el ojo ajeno y la viga en el propio o lo de la sartén y la alcuza,  de manera automática y justo un momento antes de que le tilden de facha, le digan tonantes ¡Claro ya estamos con lo de  “Y tú más”!

Y con esa técnica tan simple, la zurda, que para eso son unos fenómenos, ha conseguido que en los últimos meses no se hable de otra cosa que de la corrupción de los del PP como si la suya no existiera. Y antes de continuar quiero advertir un par de cosas que me parecen relevantes, la primera es que no soy militante del PP, de hecho  me expulsaron del partido por criticar en prensa, radio y televisión, la conducta de José Manuel Soria cuando sucedieron aquellos asuntos tan feos de lo de la “pesca del salmón” los conciertos de Salzburgo y el veraneo en un establecimiento de lujo a precio de ganga. Lo recordarán ustedes, fue cuando en España se descubrió la existencia de la figura penal del cohecho impropio, de la que fui el principal ponente en aquella Fuerteventura que no conocía ese tipo de delito.

Por tanto mi ejecutoria demuestra que no me gusta la corrupción, ni las corruptelas y que a la hora de criticar no me duelen las siglas. Dicho esto me considero justificado y conmigo, millones de españoles que están en su derecho para utilizar de manera contundente, cuando Pedro Sánchez habla de la corrupción del PP,  el “y tú más”, porque es muy cierto que el currículo que tiene el PSOE en lo que se refiere a la corrupción, gana de calle al del PP en número de imputados, montante de lo mal habido y antigüedad, que conviene recordar que el PSOE ya fue condenado por montar aquella maquinaria de extorsión que se llamaba, Filesa, Malesa y Time Export en los tiempos de Felipe González, otros zurdo que se pirra por dar lecciones.

Y cuando los de Iglesias presumen de limpieza, puedo decir “Y tú más”, por aquello que sus cuentas por la transparencia, no se han puesto al día desde el verano del 2015 o porque es mentira que cobren menos que los demás o porque se han hinchado a contratar con nuestro dinero, amigos, parientes y queridos… militantes o porque están siendo investigados por su financiación presuntamente iraní y/o bolivariana.

Y cuando el edulcorado Albert Rivera, habla de que Rajoy no puede limpiar España, porque no ha sido capaz de limpiar su casa puedo decir “Y tú igual”, porque lleva cuatro días con pasado mañana con gente de Ciudadanos en puestos de gobierno y ya ha tenido unos cuantos problemas de este tipo, pero sobre todo porque en Andalucía es cooperador necesario en el encubrimiento de la corrupción, poniendo pegas a averiguaciones tan sencillas como la de saber dónde han ido a parar los cientos de millones de euros “recuperados”  del fraude de los ERE,s, que la Junta dice no es capaz de localizar. Y si son los nacionalistas catalanes “Y tú más” y así sucesivamente hasta la náusea.

Dos reflexiones si me lo permiten, una, la corrupción ajena, no puede ni debe tapar la propia y segundo no es cierto que la clase política sea corrupta, porque por desgracia lo cierto es que no hemos importado a nuestros políticos de Orión, son ciudadanos españoles que han tenido la ocasión para trincar y unos la han aprovechado y otros no, que así de triste es la vida.

Por tanto utilicen libremente el “Y tú más” o el “Y tú ídem del lienzo” porque es verdad y lo que nos debiera preocupar es que no haya quién nos prometa que su primera acción de gobierno será la de cambiar la norma sobre la financiación de los partidos políticos, madre de toda la corrupción y la liberalización del suelo, cuya administración ha permitido corromperse a una parte importantísima de la clase política dedicada al municipalismo.


Que quien evita la ocasión, evita el peligro… y todo lo demás excusas de mal pagador.

Si  el contenido de este post les ha gustado, agradecería que me votaran en el botón de Hispabloggers que se encuentra arriba y a la derecha del texto.

3 comentarios:

  1. Hola Miguel, has identificado con pelos y señales la gran enfermedad que padece España de norte a sur. Esperemos que los que trincan devuelvan el dinero de todos y de paso pasen por el purgatorio. Saludos y aunque no estoy deacuerdo con todo lo que escribes, me gusta aprender de opiniones y puntos de vistas muy diferentes a los míos. y se agradece que des viveza a lo que sucede en estos momentos e invites a la vez reflexionar para mejorar la cosas(mantener la proactividad en la gente).

    ResponderEliminar
  2. Buenas tardes Anónimo, te agradezco el comentario y la tolerancia que demuestra, virtud en peligro de extinción. Gracias y saludos

    ResponderEliminar