sábado, 21 de mayo de 2016

El Partido Popular y Ciudadanos se hacen ojitos


Parece ser que el resultado de las encuestas, que estamos conociendo,  pesan más de lo que parece a primera vista, aunque estemos habituados a que los ciudadanos en general y los políticos en particular se burlen o pongan en duda la capacidad de acierto de las empresas demoscópicas. 

Me da la impresión que las organizaciones políticas manejan unas cifras que estiman van a ser muy aproximadas al resultado del 26J y aunque intentan enmascarar la realidad si ésta no les resulta favorable, tienen claro que de no producirse un fenómeno inesperado las tendencias están claramente definidas, no es que esté todo el pescado vendido, pero por ahí le anda la cosa.

Tal es así que, dicho con todas las cautelas, en el Partido Popular y en Ciudadanos comienzan a producirse declaraciones que hacen pensar que tras el 26J las cosas podrían estar mucho mejor de lo que lo están ahora. No es que hayamos asistido a una declaración de amor a través de los medios, pero me parece que la aritmética parlamentaria y el posibilismo – la política es el arte de lo posible - se van a encargar de  limar las aristas que hoy abundan.

De la campaña anti Ciudadanos que decían preparaba el PP, hemos pasado a una petición de Rajoy pidiendo que no atacaran a su partido, para al día siguiente afirmar que “No voy a nombrar a nadie durante la campaña”. Una bandera blanca que se ha visto reafirmada por la filtración que llega de Génova, de que si es por el PP, el Presidente del Congreso será de Ciudadanos.

Por ahora no hay otra cosa que cautelosas filtraciones que curiosamente proceden de ambos partidos. El PP, entiende que volverá a ganar las elecciones y sabe que Sánchez no aceptará el pacto que ya le fue ofrecido el 20D. Para evitar otro bloqueo semejante al que ya hemos sufrido, los populares tienen preparadas las ofertas concretas que van a hacer a Albert Rivera y desde luego no van a ser cicateros en el carácter reformista de las medidas ofrecidas.

Ya sabemos que algunas de las promesas que de siempre había hecho Rivera, lo de apoyar siempre a la lista más votada o no formar parte de un gobierno que él no presidiera, cambiaron tras el resultado de las pasadas elecciones, de hecho con el pacto con el PSOE en marcha dijo que podría formar parte de un gobierno con los socialistas. Ahora desde la sede de los naranjitos se filtra que lo mismo podría suceder con el PP.

Claro que habrá gente que diga que esto no va a ser así. Veamos, tras el 26J el único líder político capaz de hacer un análisis certero y extraer una serie de conclusiones que le llevaron a afirmar que no iba a haber ningún tipo de pacto y que estábamos condenados a ir a otras elecciones, fue Rajoy, que tras ofrecer el “pacto constitucionalista” que fue recibido con soberano desprecio por Sánchez, supo permanecer en silencio, mientras los demás se pasaron cuatro meses vendiendo humo y echando la culpa a cualquiera que pasara por allí y si no pasaba nadie, al Partido Popular.

Así que si ahora Rajoy opina que el único pacto viable es PP-C,s y cree que será investido gracias a ese acuerdo, habrá que aceptar dos cuestiones que no son  precisamente menores. Primero recordar que ganó las elecciones el 20D y que muy probablemente volverá a ganarlas el 26J y en segundo lugar señalar, insisto, que fue el único líder político que demostró conocer perfectamente la situación y advirtió que el único pacto posible era el que despreciaron los del PSOE y Ciudadanos, así que no es malo escuchar a Rajoy

Con todas las cauciones que dicta la prudencia, me parece que esto ha empezado a moverse. ¿Qué esto no es cómo empieza sino cómo acaba? Muy cierto, pero creo que terminará con ese pacto, que al fin y al cabo es el más natural. El PP y C´s en el gobierno, el PSOE en la oposición recomponiéndose de la grave “sanchitis” sufrida y los de Unidos Podemos sin tocar poder y por tanto con muchos problemas.

Veremos.



1 comentario:

  1. Que panorama mas hermoso,PP y C´s en el gobierno, Sánchez el breve ,el coletas,el general, Garzón y el ayatola de Cordoba en la oposición.

    ResponderEliminar