jueves, 31 de marzo de 2011

El Turismo, las cofradías y el paro

El que sea cofrade que coja su vela...
Parece que todos los canarios, de origen, administrativos y mediopensionistas tenemos la suerte de pertenecer a una comunidad en la que gracias a un gobierno activo y eficiente, tenemos casi de todo. Hace un par de días se ha reunido la Mesa de Seguimiento del Pacto por el Empleo y la Economía Canaria.

Los inventos semánticos de los políticos para definir sus asuntillos e inventos diversos, a cada día que pasa, me recuerdan más al nombre de algunas cofradías de las que procesionan en semana Santa, y conste que lo digo con el máximo respeto. Por ejemplo existe la “Fervorosa y muy Ilustre Hermandad de Nuestro Padre Jesús del Prendimiento y María Santísima del Gran Perdón”, que no es de las cofradías con el nombre más largo y complicado que conste; pues que quieren que les diga a mí en “politiqués” lo de La Mesa de Seguimiento del Pacto por el Empleo y la Economía Canaria, me suena al mismo estilo, ciertamente menos barroco, pero me suena a lo mismo, es decir mucho ruido y pocas nueces.

Claro que los de la Fervorosa e Ilustre me dirán con mucha razón, que ellos tienen sus fines y los cumplen religiosamente (sin mala leche, insisto) y desde luego, de los de la Mesa de Seguimiento no se puede decir lo mismo, ni de lejos. Y ahí amigos míos tendré que darles la razón a los cofrades.

Porque podría explicarnos alguien para que narices sirve no ya la dichosa Mesa de Seguimiento, sino el propio Pacto. Estamos hasta el gorro los varones y hasta el moño las señoras de que todos los elementos que participan políticamente del turismo patrio, nos expliquen que tenemos unas cifras magníficas, que vamos a tener una ocupación altísima hasta final de temporada y que si ahora estamos bien, en Semana Santa estaremos mejor y para el verano nos habremos salido del mapa.

Y he de suponer que las cifras de ocupación son reales, que gracias a las revueltas en Túnez y Libia y el problemilla de relaciones públicas que mantenemos con Libia, el turismo europeo ha decidido pasar sus vacaciones lejos de las zonas que entienden son peligrosas y se ha decidido por Canarias, pero lo que no entiendo es cómo si todo esto es cierto, las cifras del paro sigan igual o peor.

Porque como uno, gracias a Dios, no ha estudiado economía, le resulta difícil comprender que la principal, por no decir la única industria de Canarias, el Turismo, va que derrapa en las curvas y no sabe bien dónde meter tanto guiri que se nos ha aparecido de repente, con la decidida intención de pasar sus vacaciones bajo nuestro sol y sin embargo no exista la normal correspondencia en la contratación de aquellos que tendrían que atender a nuestros visitantes. Crece el número de turistas, baja el número de parados, a mí me parece muy claro, ya saben lo de los vasos comunicantes, etc., pero como soy un profano, igual estoy diciendo una tontería.

Y cuando uno lee, desde su ignorancia, que dice D. Paulino Rivero, que ese sí sabrá de economía y empleo porque siempre le oigo hablar de estas cosas y yo soy muy respetuoso y no se me ocurre pensar que pueda estar presidiendo nuestros destinos sin saber de economía, decía, que ya se me ha ido el baifo, que cuando uno lee que Paulino cree que ya se puede mejorar la contratación, es cuando ya uno no entiende nada.

Si a eso se añade que la reunión de la tantas veces mencionada Mesa acordó introducir algunos cambios “para apuntalar y consolidar” los instrumentos ya puestos en marcha, signifique eso lo que signifique y escuchamos al Sr. Rivero afirmar que espera se cree confianza para que mejoren las contrataciones, mientras que un representante empresarial manifestaba que “nadie nos puede decir cómo crear empleo, uno no puede menos que pensar en que nos han estado engañando como a los chinos del cuento.

Si el dinero público se ha gastado en ferias y fastos diversos para atraer a turistas hasta nuestras costas, como único remedio para terminar con el paro, y ahora que llegan los turistas en cantidades industriales gracias a las revueltas en el Mediterráneo, resulta que hay que apuntalar no se sabe bien qué, y hay que crear confianza, etc., y no se crea empleo de manera inmediata, es que nos han mentido todos: Los empresarios que tienen más turistas, pero no contratan y explotan a sus empleados, los del gobierno que se han hartado de pasarles la mano por el lomo a los de la industria turística y los de la Mesa de Seguimiento del Pacto por el Empleo y la Economía Canaria, que no sabemos bien para qué sirve.

Si se trata de apuntalar y consolidar, crear confianza y buscar viabilidad, propongo que a partir de la fecha, y apoyándome en el viejo dicho que reza: "El que sea cofrade que coja su vela”, la Mesa cambie de denominación y se la conozca por “La muy Ilustre y Batatera Mesa de la Lejana Esperanza del Santo Paro y el Glorioso Apuntalamiento de la Venerable Economía y de los Inmarcesibles Misterios de la Viabilidad”, que para lo que sirve, al menos con ese nombre y un par de llamadas al Obispado, no creará empleo ni dinamizará la economía, pero podrá participar en las procesiones de Semana Santa, que supongo yo debe dar mucho consuelo y satisfacción.

Si les parece una propuesta absurda, repasen las que hacen diariamente los políticos que cobran todos los meses, yo al menos esta, la doy gratis.

miércoles, 30 de marzo de 2011

¿Existirá alguien al qué no le haya mentido Zapatero?


Ayer comentaba las noticias que sobre las “actas” de los etarras, se podían leer en la prensa. Lo que recoge esa documentación, de ser cierto, vamos a conceder el beneficio de la duda a los que niegan su veracidad, deja a cualquiera sin respiración. En las reuniones con los etarras y los representantes del gobierno, se permite a las dos partes tomar notas, son la base con las que se conforman los distintos informes que las dos partes producen y, supuestamente, remiten a sus superiores. Además una organización internacional, levanta el “acta técnica” de la reunión.

Las “actas” etarras son, como ya he dicho, los informes que los terroristas mandan a sus jefes y que recogen con mucho detalle –la experiencia así lo indica- lo que sucede y se dice en las reuniones. La documentación de la que ayer hablaba, fue incautada a Francisco Javier López Peña, (a) Thierry jefe de la banda que fue detenido en Francia y custodiaba la mencionada documentación una juez francesa que ahora la ha remitido a España. Por lo tanto nada tiene que ver ni con su redacción, ni con su custodia, ni con su presunta filtración el Partido Popular.

Comprendo que, los que han decidido defender a Zapatero - que supongo lo hacen entendiendo equivocadamente, que así se defiende a la izquierda - o los que creen de manera absoluta que la izquierda tienen bula en este país y puede hacer lo que le venga en gana, desde esa superioridad moral de la que creen estar investidos, comprendo digo, que intenten negar lo innegable y utilicen los mismos argumentos que hemos visto y oído utilizar a los dirigentes socialistas, cuando han hablado del caso.

Vamos a ir despacito. Ayer El País recogía también el contenido de las actas, podíamos leer en la otrora biblia progresista una transcripción del texto en cuestión que así decía:

“… El Gobierno, según ETA, "dice que ha cambiado al fiscal general, ha comunicado a la Policía Nacional, a la Guardia Civil, a la Ertzaintza y a la policía francesa que no hagan detenciones, y dice que ha sido muy difícil hacerlo porque la Guardia Civil solo obedece al Duque de Ahumada y esas órdenes no se pueden dar por escrito". Tras la justificación llegan las quejas: "Sigue la kale borroka, el ministro del Interior tiene un montón de cartas de extorsión que no ha hecho públicas sabiendo que se pide dinero". ETA contesta: "No consta que se esté pidiendo el impuesto revolucionario". El Ejecutivo traslada a los etarras que no le "interesa terminar con la izquierda abertzale; que está trabajando para que Batasuna sea legal en septiembre u octubre y que el problema del dinero se puede arreglar por una organización internacional". Fin de la cita prisaica.

O quizás los progres que sostienen que todo lo que se dice son falsedades de la derecha que no quiere que haya paz con ETA, podrían explicarme este párrafo, que igualmente publicaba ayer El País, Gobierno: "Por dar el aviso del Faisán [supuestamente el soplo de un policía a un miembro del aparato de extorsión en mayo de 2006] hay un alto policía encausado y casi el jefe de seguridad del PSOE. [El ex director general de la Policía está imputado por el supuesto soplo, junto a un inspector de Vitoria y al jefe superior de Policía del País Vasco].

Ni los que más han atacado mis afirmaciones de ayer, podrán decir que lo que dice El País contradice lo que yo  recogía de otras fuentes. Se reconoce por parte del gobierno que se ha ordenado paralizar las detenciones, en contra de lo que se nos decía a los ciudadanos; se ¡ofrece! dinero a ETA y se reconoce de plano la intervención del gobierno en el “chivatazo” a los asesinos etarras. Podría seguir pero prefiero no continuar

Ítem más. Claro que niego credibilidad en este asunto, a Zapatero y a su gobierno. Cuando ocurrió el atentado de la T4, pudimos escuchar que la acción de ETA suponía el "punto final" de las negociaciones con la banda terrorista, iniciadas en el verano de 2005. No pasaron ni noventa días antes que Zapatero autorizara la reanudación de las mismas conversaciones, aunque lo ocultó a su gobierno salvo al “grupo selecto” formado por Blanco, De la Vega y Rubalcaba. Si ZP es capaz de engañar a sus compañeros en el gobierno, a sus ministros, que no será capaz de hacer con los ciudadanos o con la oposición.

Y ya que hablamos de la T4, recordar que el día antes del atentado ZP se permitió una afirmación que demuestra que del asunto de ETA sabe y entiende más bien poco. Dijo refiriéndose al alto el fuego, que hoy estamos mejor que ayer y dentro de un año estaremos mejor que hoy. ¿Resultado? la T4 volaba por los aires y en el atentado eran asesinados dos ciudadanos ecuatorianos. ¡Vaya ojo clínico compañero!

Ya por finalizar no puedo por menos que asombrarme con las llamadas a la credibilidad, ante las afirmaciones de Rubalcaba. Hay alguien en este país que no recuerde que Pérez Rubalcaba fue el portavoz del gobierno de los GAL. Mintió entonces y miente ahora y no porque lo diga la derecha, lo dice el sentido común y la realidad de las cosas.

Nadie ha desmentido, hasta hoy, lo que recogen las actas. Rubalcaba ha dicho: “Hice lo que tenía que hacer”. Una frase que, conociendo al personaje, da hasta grima.

martes, 29 de marzo de 2011

La infame colusión entre el Gobierno y ETA


El Bar El Faisán, paradigma de la colusión a la que hace referencia el título

Hay asuntos en los que, aunque no lo crean, me cuesta mucho trabajo entrar, este es uno de ellos. Me resulta difícil comentar las increíbles maniobras del gobierno socialista en torno al mundo de ETA, ardides tendentes solamente a intentar salvar la cara de un proyecto político moribundo, que se ha encargado de liquidar su principal valedor, es decir el propio José Luis Rodríguez Zapatero.

Zapatero y su equipo se han agarrado a la posibilidad de conseguir la “desaparición” de ETA como a un clavo ardiendo. Es la única esperanza que tienen de remontar en las encuestas, que señalan el final indefectible de un ciclo, el socialista y el de un proyecto, el zapaterismo. Olvidaron aquello tan viejo que reza “quién juega por necesidad, pierde por obligación” y se sentaron a la mesa de negociación con unos tahúres con las manos manchadas de sangre que conocían de la necesidad de cerrar un acuerdo, que les permitiera mejorar su posición ante la opinión pública española, y así nos ha lucido el pelo.

Nos asombramos todos o casi todos  y muchos nos avergonzamos cuando se hablaba de un “proceso de paz” y eso lo decían los representantes de un gobierno elegido democráticamente, que no dudaba en negociar con quiénes todavía tenían las armas en la mano. Y nos hemos sentido avergonzados cuando tras el atentado de la T4, y del asesinato de dos ciudadanos ecuatorianos, éste fuera definido por Zapatero como “un desgraciado accidente” para enterarnos por boca del mismo ZP, que tras anunciar la ruptura de las negociaciones, éstas siguieron en secreto y que lo del accidente no fue un error semántico sino un acuerdo entre el gobierno y los etarras.

Ahora se filtran las actas que levantaron los terroristas sobre el contenido de las reuniones con los enviados del gobierno y francamente el olor a podredumbre es insoportable. Lo que allí se recoge cuesta admitirlo; desde luego no ha faltado el mandado de turno que haya puesto en duda la veracidad de lo que ahora se filtra.

El problema para el “mandado” y sus mandantes es que las actas de ETA han sido siempre base de unos análisis muy profundos por parte de los Fuerzas de Seguridad y los Servicios de Inteligencia de este país, por su veracidad y por otra parte recordar que cada vez que se ha filtrado algún aspecto de esos documentos, se ha demostrado que decían verdad.

Cuesta trabajo creerlo, pero tenemos de un lado las actas que le fueron encontradas a un dirigente de la banda y no conocemos la contrapartida documental de los enviados de ZP. Es de suponer que si unos levantaban acta de lo que se decía, documentos que, en ocasiones, han sido depositados en manos de organizaciones internacionales para su custodia, los representantes de nuestro gobierno harían lo mismo o tomarían notas que se convertirían en un informe.

Para desmentir el acta etarra, no hay cosa más sencilla que mostrar el contenido de la contraparte documental. Las notas, actas, informes que produjeran los negociadores. No creo que sea muy difícil de hacer, si es que existe voluntad política, aunque si el contenido de los documentos redactados por los negociadores del gobierno, coincide o se parece a los de los etarras, puedo entender que no se muestren a la opinión pública.

Resulta muy doloroso saber que, cuando se habla de las cartas de extorsión etarra, los negociadores presumen de la buena voluntad del gobierno afirmando que se está engañando a la opinión pública, manifestando que en las cartas recibidas no consta que se pida dinero. O como por parte de esos negociadores se ofrece la posibilidad de financiar a la banda asesina: “…Si el problema es el dinero siempre se podrá arreglar por medio de un organización internacional” se recoge en los documentos

O en contra de lo que siempre ha sostenido Zapatero, ahora podemos leer que los representantes de nuestro gobierno manifiestan que desde el gobierno socialista se han dado órdenes para que no se efectúen detenciones, aunque advierten de la dificultad de hacerlas cumplir, ya que no puede ponerse una orden así por escrito.

Y lo que me parece absolutamente obsceno y que define muy bien el paradigma ético de los negociadores socialistas, es cómo culpan de las detenciones a jueces, asociaciones de víctimas, policía y prensa, poniendo en el punto de mira de unos terroristas, a una serie de personas e instituciones.

Todo vale para intentar conseguir demostrar la buena fe de Zapatero y los suyos que están dispuestos a lo que haga falta: financiar, proteger y engañar, en beneficio de la banda o lo que se pida y que todavía no sabemos.

Insisto en que se podrá intentar refutar la veracidad de esas actas. Pero si el gobierno sostiene que lo que se dice no es cierto, no tiene más que enseñar los detallados informes que redactarían, no tengo la menor duda, los enviados socialistas, porque no es que uno crea más a la banda terrorista y menos al gobierno: No, no es eso; es que sólo conocemos una parte de la documentación, hágase pública la otra… si se puede.

Ah y mi más sentido pésame a Pérez Rubalcaba. Debe ser muy duro que se haga público que a uno lo nombran ministro de Interior para que proteja a los asesinos etarras de las detenciones de la policía.

lunes, 28 de marzo de 2011

Zapatero y Botín ¿amor a primera vista?


Criticaba ayer la decisión que tomó el poder empresarial y financiero del país, que por boca de Botín, expresó una opinión puramente política: Zapatero debe terminar la legislatura. Decía yo que vistas las relaciones anteriores estaba claro que la estrategia de Botín y sus cuates, poco o nada tendría que ver con el interés general de España y sus ciudadanos.

Un amigo mío, viejo amigo, por la edad y por la antigüedad de nuestra relación, buscando una explicación a las declaraciones, opinaba que Botín le estaba haciendo una faena a Rajoy. Lamento disentir, creo que la reunión en Moncloa tiene otro tipo de explicación. En primer lugar, en contra de lo que anda vendiendo el PSOE, delata la extrema debilidad de la posición de Zapatero y su gobierno, que incapaz de implementar las reformas necesarias y que se le exigen, ha escenificado un apoyo público de empresarios y financieros españoles para dar un mensaje tranquilizador a Europa y a “los mercados”. Como en el baloncesto, petición de tiempo muerto y las cheerleaders a la pista a entretener al personal.

Sí estoy de acuerdo con el análisis de mi amigo en que se le está haciendo una faena a alguien con esta maniobra, pero no a Rajoy. Si meditan un poco la decisión de Botín y del resto de representantes del capital a quién perjudica notoriamente es a Alfredo Pérez Rubalcaba, aspirante a la Presidencia del Gobierno, si Zapatero decidía dimitir y que ve como se esfuma esa posibilidad.

Por otra parte el oxígeno administrado por ese amor repentino del poder del dinero por ZP, va a perjudicar notablemente al PSOE, que ve con sorpresa, como esta legislatura se va a agotar, con Zapatero al frente del gobierno. Esto le va a producir un daño electoral inmenso.

Claro está que los supongo yo en la tarea de provocar la decisión de Zapatero de anunciar, cuanto antes, que no volverá a presentarse como candidato. Pero es posible que en esa conducta bipolar tan típica en ZP, este esfuerzo que el poder financiero y empresarial ha hecho por él, lo coloque otra vez en la cresta de la ola y ya veremos si se anima a renunciar a la reelección.

A Zapatero le consta que dos segundos después de anunciar su renuncia como candidato, no le va a saludar ni la guardia de la Moncloa. Dos segundos después de anunciar la renuncia no va a quedar a su lado nadie, más allá de los que, estando tan comprometidos con su persona, saben que lo acompañarán en su pira funeraria. Así que, pudiera ser que José Luis Rodríguez Zapatero decida morir matando y se presente en el 2012, con lo que la catarsis que provocaría en el PSOE, el desastre electoral subsiguiente sería, no lo duden, brutal.

Al PP creo que le han hecho un favor, no hay mejor escenario posible para los de Rajoy que la presencia hasta el fin de la legislatura de Zapatero y sus ocurrencias y si además se lo encuentran como adversario electoral, tanto mejor.

A quién se perjudica de manera notable es a los ciudadanos de este país, que seguiremos sufriendo el agonizante estado, de un gobierno incapaz de gobernar; en el que sus miembros más destacados se preocupan mucho más por su futuro político que por servir al interés general de los ciudadanos.

Y como de costumbre ganan los poderosos, ¿o es que ustedes han visto a alguna vez perder a un banquero? Independientemente de la voluntad del poder financiero de este país de cerrar el camino a la presidencia a Rubalcaba o a Chacón, porque probablemente ellos prefieran un candidato más acomodaticio a sus intereses, y que la maniobra ha conseguido frenar los avances en ese sentido de los dos “aspirantes al título”, además hay que contar con lo que Zapatero les haya dado y prometido, no sabemos, por ahora, lo que habrá sido, pero seguro que no será poco.

En el seno del PSOE, siguen, tras la sorpresa, las maniobras para colocarse en un buen puesto para la sucesión y para acelerar esa decisión. Mientras el “tapado” de Botín y su gente, debe empezar a maniobrar; alguien deberá estar atento a esa catarsis postelectoral si se produce o a buscar los apoyos internos necesarios en el seno del partido si, por fin, Zapatero no se presenta y hay que elegir a un candidato por el sistema de primarias, lo que favorecerá a algunos y perjudicará notablemente las expectativas de otros.

Por cierto, no sé porque será pero se me ha venido a la memoria la imagen de Pepe Bono en un acto del PSOE de hace bien pocos días, es cierto que declaraba su amor más sentido por Rubalcaba, pero su aspecto relajado, su esplendorosa sonrisa, su lenguaje corporal, en definitiva, daban que pensar…

La de vueltas que da la vida.



























domingo, 27 de marzo de 2011

Y llegó el Comandante Botín y mandó "a parar"


El poder del dinero y el poder político juntos. Reunión de pastores....


No hace mucho tiempo, algunos lo recordarán, un grupo de poderosos empresarios, cuya pertenencia al grupo venía dada más por su condición de poderosos que por la de empresarios, presentaron al Rey un informe, en el que además de estudiar la situación económica del país se aportaba una idea profundamente anticonstitucional.

Se aconsejaba “forzar” la dimisión de Zapatero, formar un “gobierno de salvación” y sin solución de continuidad, colocar ese gobierno - de consenso, oiga, no vaya usted a creer otra cosa - en los altares. Parece que el hecho de que lo que se proponía chocara frontalmente con nuestra legislación y que por muy light que pudiera sonar la propuesta, ésta no era otra cosa que un golpe de estado, pareció preocupar muy poco a los que la proponían, menos a los que escucharon la propuesta y muchísimo menos a los medios de comunicación y por tanto a la opinión pública. Algún murmullo se escuchó entre tanto silencio acomodaticio, cortesano y cómplice. Algún murmullito, esa fue la única reacción

Me quejé, critiqué ese afán de solucionar las cosas tomando atajos, que además de peligrosos son ilegales. Y muchos me dirán, no sé cómo se entera usted de estas cosas, pues leyendo la prensa, porque publicarse se publicó, que hasta aquí llega la absoluta inanidad de los proponentes del engendro, de los que lo recogieron y de los que tienen obligación de denunciar públicamente sucesos de esta índole y no lo hicieron.

Ahora, vuelta la burra al trigo, se reúne otro grupo de poderosos y deciden poner orden en el gallinero, a pesar de que, ni el gallinero ni las gallinas son cosa suya y por tanto se están metiendo en camisas de once varas. Parece que hace unos meses era tan urgente, para el bien del país, forzar la dimisión de Zapatero que tomaron a cara descubierta un camino que resultaba inaceptable, sin embargo - miren ustedes lo que son las cosas - que es que las ciencias adelantan que es una barbaridad, ahora parece ser que la solución pasa precisamente por todo lo contrario. La salvación del país pasa por que José Luis Rodríguez Zapatero permanezca, al menos formalmente, al frente de los destinos de España hasta que llegue la fecha de las elecciones.

El Sr. Botín, como otrora lo hizo el mítico comandante de la canción, ha mandado a parar. Y habrá quién sostenga, porque le conviene o porque es un ignorante como la copa de un pino, que la libertad de expresión del más poderoso banquero de las Españas, le permite opinar con la misma libertad que al más humilde de los españoles.

Pero no es cierto, el Sr. Botín tendrá su opinión como todo el mundo, la podrá expresar en el ámbito `privado como quiera y en el público con prudencia. Pero no lo puede hacer capitaneando una banda, bueno un grupo, de poderosos que se reúnen en el Palacio de la Moncloa para expresar, entre otras cosas lo de que Zapatero debe agotar la legislatura.

Y no lo pueden hacer, porque no están legitimados para intervenir en decisiones políticas y para opinar basta con tener una charla con algún periodista alrededor de una buena mesa. Usted y yo nos tomamos un café y charlamos, estos señores se reúnen alrededor de una mesa de un restaurante de lujo y los poderosos de verdad charlan de sus cosas y opinan en los lujosísimos comedores privados de sus empresas.

Así que eso de reunirse en grupo, al amparo de la hospitalidad de Zapatero para poner orden en el gallinero sucesorio socialista, está de más. Pero además es que choca con el intento de descabalgarlo, de la mano de ese gobierno de “salvación”, que proponían hace bien poco tiempo, por lo que resulta fácil deducir, que este súbito enamoramiento se debe más a la protección de sus intereses que a razones políticas tranparente o a la protección del interés general.

Alguno pretenderá que lo que interesa al poder empresarial y financiero es bueno para España y los españoles. Yo sostengo que esa coincidencia no es imposible, pero la experiencia nos dice que no siempre, casi nunca, por no decir nunca, los intereses del capital coinciden con los del ciudadano de a pie.

Llevamos mucho tiempo soportando la obscena colusión entre el dinero de verdad y este gobierno, que ha socializado las pérdidas del sector y con nuestro dinero ha engrasado los mecanismos internos de algunas empresas que gracias a nuestro esfuerzo y sacrificio siguen apaleando millones de euros.

Parece que ahora conviene a Botín y a sus cuates que Zapatero prosiga su agonía hasta su particular apocalipsis electoral, me parece un escándalo que los mismos que le comían la orejita a SM el Rey para que participara en lo de aquel gobierno de “salvación” ahora fuercen la mano en sentido contrario, sin el menor pudor.

Y lo que más me molesta es que yo estoy de acuerdo con el fondo la propuesta. Creo que Zapatero debe apurar su cáliz hasta las heces y debe presentarse nuevamente a las elecciones, para no hurtar al pueblo la posibilidad de darle el castigo electoral que se merece. Pero eso es una cosa y otra muy contraria es aceptar mansamente que los plutócratas nos lleven a todos del ronzal por el camino que les interesa.

¿Qué clase de país es este que, cuando conviene a algunos, llega el Comandante Botín y manda "a parar"?





































sábado, 26 de marzo de 2011

Libia, no todo es oro lo que reluce (Segunda parte)

El petróleo libio, ese oscuro objeto del deseo....
La verdad es que este comentario no creo que tenga otro sentido que el de expresar mi particular opinión, sobre algunos aspectos de lo que está sucediendo en Libia. Me ha dejado estupefacto el hecho de comprobar que más allá de algunas débiles argumentaciones en defensa del ataque “aliado” a Libia, en el fondo, todo el mundo tiene clarísimo que por lo que allí se está peleando es por el control del petróleo a un precio ajustado a la voluntad de los poderosos.

Y me ha dejado estupefacto porque la verdad es que este ambiente en el que vivimos y nos relacionados y en el que por lo visto todo vale, deja bien a las claras que somos una sociedad enferma, conformista y amoral. Y antes de que se cabreen, quede claro que el que sea cofrade que coja su vela y el que no, pues ya sabe, a vivir que son dos días y que el que se pica es que ajos come.

Sigo teniendo una duda importante, estamos en la guerra de Libia para defender la libertad de los demócratas libios o estamos apoyando a una facción que parece será más proclive a entenderse con la sociedad industrializada occidental. Es decir, vamos a por Gadafi porque es un hijo de mala madre y apoyamos a una gente, que probablemente también lo sean, pero que son “nuestros hijos de puta”, como decían los americanos de aquel dictador sudamericano.

Aquella bula del mandato de Naciones Unidas ha quedado en nada, decía la ONU que los aliados debían crear una “zona de exclusión aérea”, es decir una zona del espacio aéreo en el que no pudiera volar la aviación libia. Como se puede compadecer lo de la zona de exclusión aérea con bombardeos a “unidades blindadas” u objetivos dentro del casco urbano de las ciudades es algo que a mí me parece imposible.

Hasta para el observador menos avisado resulta, más que claro, cristalino que este asunto es el resultado de una improvisación mayúscula y en asuntos de este calado la falta de reflexión resulta una imprudencia que habría que evitar a toda costa. Veamos, Obama que extrañamente no quiere ejercer la jefatura militar de la operación, la OTAN que no quiere participar, al menos no toda la OTAN, Francia que sí quiere el apoyo militar de la Organización Atlántica pero la excluye del control político de la operación.

La aviación francesa atacando aviones libios en tierra, los americanos bombardeando a todo lo que se mueve y también a todo lo que se pueda mover, de los británicos poco sabemos y los nuestros en seráficas tareas de patrulla y control de esa zona de exclusión aérea, tan rara, que incluye como objetivos, columnas motorizadas, blindados y piezas de artillería volantes, pues si son atacados es que deben quebrantar el mandato de exclusión aérea.

Parece ser que esta próxima semana ya se ha ejercido la presión suficiente para que la OTAN acepte la dirección de la guerra, pero en un ejercicio de funambulismo espectacular, la dirección política - la que toma las decisiones - estará a cargo de los aliados, algunos países árabes y cualquier otro voluntario que se apunte a la fiesta.

Ya digo, la ONU silente ante el quebrantamiento de su mandato, exclusión aérea dijo, pero por lo visto está dispuesta a aceptar aquello de que, con las cosas de comer no se juega. Nuestra ministra de Asuntos Exteriores explicando que será muy difícil que Gadafi abandone el poder, eso ahora, hace unos días expresaba sus dudas si el objetivo del ataque, en el que tan alegremente participamos, tenía por finalidad “acabar” con el tirano.

No voy a decir lo de Guardiola, ya saben eso de que la Cope y Florentino se pongan de acuerdo en sus versiones y luego que nos lo expliquen, porque dirían muchos que soy “culé” y no lo soy. Pero no me digan que no agradecerían ustedes algo menos de demagogia y más pedagogía. ¡¡Que alguien nos explique qué coño hacemos en la guerra de Libia!! Ojalá se pongan de acuerdo la ONU, los “aliados”, la  OTAN, Francia, etc., y nos lo expliquen.

Dice Gadafi que o es él o Al Qaeda, alguien imprudentemente advirtió que corríamos el peligro de que se aliara con este grupo terrorista, yo siempre he recordado que Gadafi financió, promovió y entrenó a los de ETA, Brigadas Rojas, IRA, Al Fatah y todo el larguísimo catálogo de terroristas que en el mundo han sido. Resulta lógico suponer que esta era una jugada muy sencilla de acometer para el tirano libio.

Si no lo hace, conociendo la catadura moral del fulano, habrá que preguntarse si Al Qaeda no tiene ya a su candidato en Libia. Cuidado con esos “demócratas” cirenaicos, musulmanes a machamartillo, de la secta senusi, muy proclives al islamismo radical. A ver si vamos a participar en una aventura que repita el modelo de los talibanes en Afganistán o el de Saddam Hussein con lo de Irán.

Que ya se sabe que lo de la Inteligencia estadounidense, resulta muchísimas más veces de lo conveniente, un oxímoron antes que una afirmación creíble. Resultaría gravísimo que con las armas occidentales pusiéramos en manos de gente cercana al islamismo radical, el petróleo y los petrodólares libios.



viernes, 25 de marzo de 2011

Libia, no es oro todo lo que reluce


El otro día publiqué un post sobre Libia en el que comparaba la intervención auspiciada por la ONU con la I Cruzada, a cuenta de esa publicación mantuve una brevísima charla con un querido amigo que me puso de relieve cuantas cosas me había dejado en el teclado. Como en la “crisis” libia, según la llama nuestro gobierno o en la guerra de Libia como la conoce todo el mundo, las cosas no van a mejor, quisiera comentar dos aspectos de ese problema que, modestamente, pueden contribuir a enriquecer el debate. Hoy comentaré uno de ellos y mañana, si Dios quiere, comentaremos el segundo.

Un tema importante es la génesis del problema. El poder nos ha presentado los sucesos de Libia como una lucha entre los demócratas libios y los partidarios de la tiranía. Todos nosotros podíamos leer o escuchar como Gafadi estaba masacrando a su pueblo, lo extraño es que el resultado de esa masacre no se dejaba ver. En ese sentido quiero recordar las declaraciones de un médico canario, que en los primeros momentos de la “crisis” se trasladó a Libia para trabajar como voluntario, que manifestaba su extrañeza porque llevaba dos días en el hospital y no había visto, todavía, ningún herido de bala.

No niego los enfrentamientos, ni la conocida brutalidad del régimen de Gadafi, pero me parece que este asunto tiene una explicación distinta. Nosotros creemos que estamos ayudando a los demócratas libios a recuperar su libertad, y a lo peor, estamos ayudando a un bando tribal que se ha sublevado contra Gadafi y las tribus que lo apoyan, en su lucha por alcanzar el poder.

Libia se ha dividido tradicionalmente en tres regiones, al este la Cirenaica, al oeste la Tripolitania y separándolas o uniéndolas, no vamos a discutir por eso, la zona más desértica de Libia que conocemos como la Libia Central o Fezzan. Libia se ha caracterizado siempre por ser un país profundamente tribal.

De hecho en el año 1949 mientras las Naciones Unidas discutían sobre el destino del territorio, el rey Idris proclamó unilateralmente la independencia de la Cirenaica. En aquellos momentos los elementos más evolucionados de la provincia y de la hermandad sanusi, aspiraban a fundar una nación independiente agrupando en un solo país a las tres provincias libias. Por el contrario los elementos más conservadores, entre los que se contaban los jefes de las tribus cirenaicas, apostaban por crear una Cirenaica independiente. Naciones Unidas determinó que el futuro de los territorios se decidiera en una asamblea que representara a las tres provincias, que aprobó la creación del estado libio tal y como lo conocemos ahora, territorialmente hablando.

Conviene no olvidar que Idris I, rey de Libia, era hijo del líder de la hermandad mística musulmana de los sanusi, que había sido fundada en la región de la Cirenaica por su abuelo y que siempre apoyó y favoreció, durante su reinado, a ese territorio y sus habitantes. Pero llega el año 1969 y se produce el golpe de estado que da el poder a Gadafi, que puso en marcha una serie de políticas que provocaron que el 85% de los libios terminaran viviendo en las ciudades.

Con esta medida, el poder de las tribus perdía gran parte de su importancia, aunque su influencia nunca ha desaparecido. La Cirenaica, zona en la que la adhesión al Islam se produce de manera más radical, siempre ha sido el foco de la resistencia contra Gadafi. El Consejo Nacional Libio de Bengasi, que ha encabezado la revuelta contra Gadafi, es el órgano de representa a las tribus orientales de la Cirenaica, aunque también ha incorporado miembros de otras tribus del oeste.

Lo cierto es que la tensión primigenia ha permanecido unas veces activa, otras latente, por encima de la decisión de aquella asamblea fundacional y de la labor de Gadafi, que proviene de una tribu de la Libia central, aliada de las tribus de la Tripolitania. Un hecho a considerar y que dice muchas cosas es que los ministros que han abandonado al tirano y se han pasado al Consejo Nacional Libio de Bengasi, proceden de la Cirenaica.

Por tanto no sé yo si los USA están empeñados en liquidar a Gadafi por el petróleo libio, pero también por la capacidad que tiene Gadafi de influir en la marcha de los mercados internacionales utilizando el inmenso capital que atesora el tirano o Libia, que eso no está claro y ante el peligro han decidido utilizar a los cirenaicos para liquidar al tirano y con él al problema.

Una medida imprudente en todo caso, ya que la impronta musulmana en esa región, es mucho mayor que en el resto del territorio y ese radicalismo, proveniente de la adscripción generalizada a la secta senusi, la hacen potencialmente más cercana al pensamiento islamista. Por eso clama Gadafi que o es él o Al Qaeda.

Probablemente esto sea aquello de que “entre todos lo mataron y él solito se murió”. La rebelión quizás busque finalidades muy distintas que la consecución de la democracia y la libertad para los libios. Habrá de todo como en botica, pero cuidado con ese Consejo Nacional Libio, ahí está la solución o el problema. Veremos.

jueves, 24 de marzo de 2011

Hay que despolitizar la gestión sanitaria ¿sólo la gestión sanitaria?


La intervención de D. Pedro Betancor, de la que huyeron los políticos como el gato escaldado lo hace del agua fría.

Tenemos muy mala suerte, hemos construido una sociedad en la que el mensaje que llega a los ciudadanos, el mensaje que aparece en los medios, el mensaje que cala en la sociedad lo manejan un puñado de oportunistas, que poco o nada saben del tema que tratan pero que ocupan una situación de privilegio; me refiero naturalmente a la casta política.

Antaño hubo otras sociedades que crecieron escuchando lo que decían los sabios, las personas con experiencia, los maestros, gente que dedicaba su vida al estudio, la investigación o al pensamiento y trasladaba sus experiencias a la sociedad para que ésta se beneficiara de sus conocimientos. Ahora en pocas ocasiones nos llega a la ciudadanía la opinión de éstos a los que yo llamo sabios o aún mejor, maestros. Es el caso de D. Pedro Betancor especialista en Medicina Interna, Catedrático de la ULPG, un hombre que ha dedicado su vida al estudio, a la investigación y a la enseñanza, que el martes pasado recibía la Medalla de Oro al Mérito del Trabajo.

En el acto, D. Pedro tuvo una intervención en la que, hablando de la gestión de la sanidad pública, manifestó que como primera medida para mejorar la gestión sanitaria, resultaba obligatorio despolitizar y profesionalizar esa gestión. Abogó por un cambio de modelo y manifestó que resulta vital la implementación de un plan que cohesione los 17 sistemas de salud que existen en España.

Se podrá estar de acuerdo o no con el contenido de la intervención de D. Pedro Betancor, pero creo que es obligatorio que los que en estos momentos manejan nuestro sistema sanitario atiendan a la opinión de un hombre que seguro que, sobre gestión sanitaria, sabe más que todos los políticos canarios juntos. Claro que habló del copago y este es un tema, cuya aplicación se me antoja inevitable, cuya reflexión estando tan cercanas las elecciones pone muy nerviosos a los políticos.

Pero esta no es sólo una reflexión sobre las palabras de D Pedro Betancor, que también. Con estas líneas pretendo describir una situación que nos está llevando a la ruina, nadie escucha a los que realmente saben, los medios reproducen sólo los vacuos y falaces discursos de nuestros políticos que poco o nada conocen de lo que hablan o hacen, lo sabemos porque nos lo dice nuestra desgraciada experiencia. Los políticos desprecian la verdad y la sabiduría cuando su aplicación no les favorece.

Al acto concurrió la diversa fauna que acude a estos actos: Los que no se pueden escapar de asistir por el cargo que ostentan, los colegas más cercanos, los amigos, alumnos y enemigos del premiado y las “autoridades políticas”. Cada una de las especies de esta fauna tenía sus motivos para asistir, los políticos estaban allí porque las elecciones están cerca y una fotografía o unos segundos de televisión valen su peso en oro.

Y dirá alguno de ustedes que eso no es verdad y que el problema reside en que yo se la tengo jurada a los políticos. Me van a permitir que no esté de acuerdo con ustedes, pero voy a explicarles algo que les va a hacer cambiar de opinión. Las dignísimas autoridades políticas llegarían al acto con el retraso que acostumbran y aguantaron hasta la entrega de la medalla, pero cuando D. Pedro Betancor iba a iniciar su intervención, nuestros políticos salieron de estampida, supongo yo que en pos de otra fotografía.

Es decir, fueron a hacer su trabajo y en cuanto rentabilizaron “políticamente" su presencia, tras conseguir la ansiada fotografía, demostraron que nada se les había perdido allí y salieron por patas. Fue tan público y notorio el feo que el propio homenajeado irónicamente manifestó al respecto, que lamentaba la huída de los políticos “porque son los que más se hubieran aprovechado del mensaje”.

Poco a poco va calando una opinión muy peligrosa, gran parte de las soluciones a los problemas que más nos preocupan, parece que pasan obligatoriamente por la privatización o concierto con la actividad privada de esos servicios, otros creen que hay asuntos como la sanidad, educación o los asuntos sociales que funcionarían mucho mejor si se despolitizara su gestión.

Hay quien se pregunta, ¿sí todo eso es cierto para que queremos a los políticos? Esta es una cuestión peligrosa, ataca de raíz a nuestro sistema. La solución no pasa por eliminar a “los políticos”, pasa necesariamente por exigirles los conocimientos mínimos para llevar a cabo su gestión con cierto rigor intelectual, además de la imprescindible honestidad, amor al trabajo y la vocación por el servicio público, que es otra cosa muy distinta.

El sistema es el que nos hemos dado, no es malo, perfectible pero no malo. Quiénes son deleznables y a los que deberíamos cambiar son esos políticos más interesados en una foto que en escuchar a un maestro en un tema tan importante como la gestión sanitaria. Que una cosa es despolitizar y profesionalizar la gestión sanitaria, por ejemplo, y otra muy distinta eliminar la acción de los políticos.

La solución está en nuestras manos, en las próximas elecciones.



miércoles, 23 de marzo de 2011

Control antidoping urgente para la casta política


Antes de que empiece a escribir y se me olvide, vaya por delante mi afirmación de que con este escrito no quiero faltarle el respeto a nadie, pero tampoco estoy dispuesto a permanecer callado ante afirmaciones que por increíbles y viniendo de quien vienen son un monstruoso insulto a la inteligencia de los ciudadanos canarios.

Hace un par de días D. Paulino Rivero, tuvo una intervención parlamentaria en la que afirmó cosas de un carácter tan extraordinario, que automáticamente me llevan al convencimiento que, o no estaba en sus cabales, o simplemente está convencido que los ciudadanos somos tontos de capirote y se nos puede engañar como a los chinos del cuento.

Manifestó Rivero que el sistema educativo en el Archipiélago "está a la altura de los mejores de Europa", en respuesta a una pregunta de un diputado socialista sobre el actual presupuesto para Educación. Hay que tener muchos bemoles para hacer una afirmación semejante. Si de algo estamos ayunos en este archipiélago, es entre otras muchas cosas, de un sistema educativo eficaz que sirva a nuestra sociedad y procure una formación integral para nuestros jóvenes.

No es la primera vez que tropieza en esta mentira. Siento decirlo pero es una mentira como la copa de un pino, la diga Rivero o el Archipámpano de las Indias, sólo se podría excusar tamaña falsedad acogiéndose a la vieja figura del trastorno mental transitorio o a la eximente de “estado de necesidad” teniendo en cuenta como vienen las cifras y las encuestas para CC.

Estamos a la cabeza del fracaso escolar y a la cola de España y de Europa en cuanto hace referencia a los resultados de la educación pública en Canarias. El día 2 del presente mes comentaba en este blog una conferencia que dio Rivero en La Provincia, en la que a pesar de darse una dosis considerable de autobombo y jabón sólo se atrevió a afirmar que en formación tampoco estábamos tan mal.

Cómo pasa de esta afirmación, más bien modesta y hecha por aquello de salir del paso lo mejor posible a la exultante manifestación de que tenemos un sistema educativo a la altura de los mejores de Europa es algo muy difícil de explicar, salvo patología mediante. Patología personal o política y eso tendrán que decidirlo sus compañeros de CC y sobre todo los ciudadanos, que no creo escojan otra vez para una responsabilidad tan importante como la Presidencia del Gobierno de Canarias a la persona capaz de disparatar así, no en la barra de un chiringuito a las 6 de la mañana y hartito de ron amarillo, que la carne es débil, sino en la sede del Parlamento de Canarias, en el cumplimiento de sus tareas reglamentarias.

¡¡De los mejores de Europa!!… En Educación y rendimiento del sistema de enseñanza público estamos, como en tantas cosas, a la cola de España, a la de Europa y en muy mala posición con respecto al informe PISA, pero si escuchamos a Paulino resulta que todo esto es falso y solamente achacable a las mentiras de la oposición y sediciosos varios, que las cifras no son las que son y que estamos a la cabeza de Europa y nosotros sin enterarnos.

No contento con lo dicho, redondeó la desgraciada intervención haciendo hincapié en que Canarias es de las cuatro comunidades que "más recursos" destina a la Educación, en concreto, el 23,39% del Presupuesto General de la Comunidad Autónoma. Seguro que las cifras son resultado de arduos manejos de la “ingeniería presupuestaria”, que de ser ciertas, indicarían a las claras la inutilidad de los nacionalistas que llevan administrando la Consejería de Educación desde el tiempo de los normandos y que gastando más dinero que nadie, son incapaces de conseguir resultados aceptables. O a lo peor lo que quiere insinuar el nacionalista Rivero, es que los niños y jóvenes canarios son, me van a perdonar la expresión, unos tarugos.

Lo más cierto es que Educación sufre de serios déficits desde hace mucho tiempo, que en los momentos de expansión, el presupuesto destinado a Educación crecía en menor medida que el resto de Consejerías y que en muchos ejercicios ha estado por debajo del crecimiento medio del conjunto del Presupuesto de Canarias.

Una barbaridad escandalosa, que me obliga a solicitar se apliquen medidas para combatir el dopaje entre los miembros de la casta política, una afirmación como la de Rivero no puede deberse más a que el Presidente, al menos ese día, se movía en un mundo más estupefaciente y onírico que real, y eso es muy peligroso para el conjunto de ciudadanos a los que todavía nos administra.

¡Control antidoping! ya, aunque para estas cosas, no hay mejor remedio que un contundente castigo en las urnas, que eso en el fondo es lo único que entienden.

.

martes, 22 de marzo de 2011

Libia, la de vueltas que da la vida


A veces uno no puede menos que pensar lo cierto que resulta lo del movimiento pendular de la Historia y la curiosa repetición de hechos, conductas y errores. No sé si alguien dijo, me parece que sí, que la historia es maestra de la vida. Si lo dijo se olvidó de utilizar el modo condicional para conjugar el verbo. Desgraciadamente la historia debiera ser maestra de la vida.

El ciego empeño en defender nuestra intervención armada en Libia, por parte de aquellos que, olvidando que los del PSOE también han hecho lo contrario, justifican la decisión del agonizante Zapatero en la bendición apostólica de la ONU, me resulta difícil de aceptar. Y no me refiero al sindicato de la ceja, al que en estos días obscenamente se le ha “engrasado” convenientemente la conciencia con una generosísima subvención, sino a los ciudadanos de a pie, que manifiestan ser progresistas y que se empeñan en aferrarse a la aprobación de Naciones Unidas al ataque a Libia, para justificar el hecho.

Retrocedamos en el tiempo, corría el año 1095, a Roma, capital del mundo de la época, llegaban malas noticias de Jerusalén, contaban aquellos que decían haber estado allí que los musulmanes estaban sometiendo a los peregrinos cristianos a “insoportables martirios” El Papa Urbano II decidió acabar con el problema organizando una “peregrinación armada”, no sabía que acababa de crear un concepto nuevo: Las Cruzadas.

El documento verbal que oficializó la nueva situación, un llamamiento formal de Urbano II, aconteció el jueves 27 de noviembre de 1095. El Pontífice al grito de '"Dieu lo volti” (¡Dios lo quiere!), proclamó lo que hoy conocemos como la primera cruzada. Hoy por hoy, como lo de Dios está profundamente devaluado, y así nos luce el pelo, lo de Dieu lo volti, se ha transformado en ¡¡La ONU lo quiere!! y aquí paz y más allá la gloria celestial.

La afirmación Dios lo quiere, justificó una guerra crudelísima que se coronó con la toma de Jerusalén y una matanza espantosa, en la que los cruzados mataron, asesinaron, torturaron, violaron a mansalva y acabaron con toda la población musulmana y judía que quedaba en la Ciudad Santa, cuyas calles chorreaban de sangre inocente.

Hoy por hoy al grito de la ONU lo quiere, Zapatero cual Pedro el Ermitaño (para las víctimas de la LOGSE, se recomienda visitar Google) redivivo, proclama la nueva cruzada y allá que nos vamos para Libia. El hecho de que la operación no tenga ni una jefatura consolidada, ni que sepamos bien a qué nos comprometemos, no tiene importancia. Zapatero que ya no tiene nada que hacer en el gobierno que debiera presidir, nos monta en el caballo de uno de los cuatro jinetes de la apocalipsis y nos embarca en una aventura que nadie sabe en qué va a terminar.

Se suponía que la acción aliada se limitaría a crear una zona de exclusión aérea para evitar que la aviación de Gadafi masacrara a los rebeldes, no es que tenga mucho sentido, si el sentido del honor y la conciencia de los occidentales nos impulsan a meternos en una guerra civil, creo yo que la finalidad a perseguir debiera ser que las hostilidades cesaran de inmediato y no actuar por aquello de equilibrar la pelea.

Las declaraciones de Trinidad Jiménez de ayer en las que manifestaba que ella entendía que Gadafi no era un objetivo, deja bien a las claras que alguien si cree que hay que acabar físicamente con el tirano y que lo de la exclusión aérea de Obama y Sarkozy es como lo de la “peregrinación armada” de Urbano II, una excusa para vestir al santo de turno.

Las filas aliadas de hoy sufren el mismo desconcierto que sufrieron los cruzados. Si ayer fue Urbano II y su lucha con Guiberto el antipapa, o las vicisitudes de Alejandro Comnenos que está perdiendo su imperio y apresa a Hugo de Vermandois y al vizconde de Melún como garantía que cubriera los daños producidos por los cruzados que arrasaban todo aquello que encontraban a su paso, hoy son las cuitas de Obama que quiere entregar el mando de la operación a la OTAN, por aquello de la financiación y de sus relaciones con los países árabes, Sarkozy que, vistas las encuestas preelectorales, prefiere seguir mangoneando y la OTAN que parece decir “verdes las habéis segado” con Alemania, Italia y Turquía, entre otros países, que se oponen a la intervención.

¿Alguien me puede decir que se nos ha perdido en Libia? En Egipto aquella revolución maravillosa y pacífica costó 500 muertos y más de 5.000 heridos y nadie abrió la boca porque allí estaba el ejército egipcio a las órdenes de los intereses americanos.

Nos hemos metido en un asunto del que nadie conoce muy bien cuáles son sus intenciones reales. A mí me parece que, hoy como ayer, el grito de “la ONU lo volti” resulta poco argumento como para embarcar a España en una aventura bélica que no sabemos cómo va a acabar ni que finalidad persigue.

Hoy como ayer: Antaño Dios y hoy Naciones Unidas como excusa para servir a los intereses de Urbano II o de Obama, por mí a los dos que los vayan peinando. Sabemos lo que pasó con la Cruzada, aprendamos de la Historia, el paralelismo es evidente...





















lunes, 21 de marzo de 2011

El inefable ardor guerrero de ZP

Bombardeo en Libia ¿de los buenos o de los malos? bombardeo

Ya ven como son las cosas del ¡No a la guerra! al inefable ardor guerrero que se ha apoderado de Zapatero, del PSOE, de los “progres” en general y del sindicato de la ceja en particular. Parece que el belicismo militante, que nos ha llevado a participar en el ataque a Libia, se intenta justificar por la bendición apostólica que ha concedido la ONU al ataque.

Siempre me ha llamado la atención la adoración que siente, gente muy formada intelectualmente, por una organización como la ONU, antidemocrática y corrupta. Antidemocrática por los estados miembros que la forman, la inmensa mayoría de los cuales no son democracias formales y profundamente antidemocrática en su funcionamiento, por aquello del derecho al veto de los estados vencedores en la II Guerra Mundial. No vale la pena señalar la podredumbre moral con la que ha funcionado a lo largo de su historia, ni las corrupciones y corruptelas llevadas a cabo desde el seno de la organización por sus “pintorescos” dirigentes.

Así que el ataque se decide porque la ONU lo bendice, y no es que defienda a Gadafi, líbreme Dios de ello. Yo sí tengo muy presente que el libio ha sido el patrocinador de buena parte del terrorismo internacional, que a su amparo se instruyeron terroristas de ETA para que mataran ciudadanos españoles, lo tengo muy claro, menos claro parece tenerlo nuestro Presidente que siempre ha hecho buenas migas y negocios con Gadafi.

Bajo la égida socialista España ha vendido a Gadafi armamento y munición por un importe que se aproxima a los 2.000 millones de euros, y lo ha vendido al mismo al que ahora entiende que debemos atacar. Recuerdo perfectamente como Zapatero afirmaba aquello de que "guerra sólo contra la pobreza y el cambio climático". Claro que esta afirmación no hace otra cosa que subrayar el cinismo de Zapatero que hay que recordar firmó con Gadafi en diciembre de 2007 un compromiso de venta de armas al tirano libio por un valor alrededor de los 2.000 millones de euros.

Bajo el gobierno del “pacifista” ZP las exportaciones de armas de España a Libia aumentaron entre 2007 y 2008 un 7.700%, lo que debe ser un auténtico record. Pero la izquierda progresista, intenta justificar lo injustificable. Han sido, al menos hasta la fecha, pacifistas a ultranza, y les debe parecer bien la venta de munición y armamento que se ha utilizado contra el pueblo libio, el mismo al que se pretende “liberar” y que para más INRI puede ser utilizado ahora contra nuestros soldados.

Como de costumbre la izquierda de este país, ha decidido desde la inexistente superioridad moral en la que pretenden apoyarse, que sólo es bueno ir a la guerra cuando lo decide el PSOE. Habrá que recordar cómo el propio Zapatero, bien es cierto que como diputado de a pie, votó a favor del bombardeo del territorio yugoslavo, acción bélica que no contaba con la bendición de la ONU.

Así que lo de la guerra no es que sea bueno o malo por si tiene o no tiene el apoyo de la ONU, la guerra es buena si son los socialistas los que deciden llevarla a cabo y es mala si la misma decisión la adopta el PP y si lo hace Aznar, entonces ya para que les cuento.

No es admisible que una y otra vez sigan instalados en un discurso falaz y que sólo sirve a sus intereses partidistas. Hasta hace cuatro días Libia formaba parte del Comité de Derechos Humanos de la ONU, la misma organización que decide que hay que atacarla. Acaso Zapatero, Cameron, Sarkosy, Obama ignoraban que en Libia gobernaba un dictador y que el pueblo libio sufría por la pérdida de sus libertades individuales y colectivas.

Un ataque llevado a cabo por oportunismo, porque puestos a imponer la democracia a base de bombardeos, cabe preguntarse porque no hace lo mismo la ONU en Yemen, por ejemplo, o en Bahrein donde también muere gente que ha decidido rebelarse.

No entiendo lo de la ONU aunque no me sorprende, ahora bien lo que me resulta inexplicable es el inesperado ardor guerrero que se ha apoderado de la izquierda progresista de este país con ZP en cabeza. Vivir para ver.

domingo, 20 de marzo de 2011

Europa y la cruz

Hace muy pocas fechas el Tribunal Europeo de los Derechos Humanos dictaba una sentencia muy importante en tanto en cuanto crea jurisprudencia y por tanto obliga a los países pertenecientes a la Unión, una sentencia en la que el alto tribunal radicado en Estrasburgo, estimaba que la presencia de los crucifijos en las aulas italianas es conforme con el contenido de la Convención Europea de los Derechos Humanos.

La sentencia da la razón a la postura del estado italiano, que mantenía la presencia de los crucifijos en las aulas, a lo que se oponía Solie Lautsi, una ciudadana italiana, que lleva nueve años pleiteando para que la cruz fuera retirada de las aulas del colegio en el que estudian sus hijos. Petición que le fue concedida en el 2009, por este mismo tribunal, que entonces dio la razón a la demandante y que ahora manifiesta que la presencia de la cruz no viola el derecho a la libertad de conciencia.

Según la sentencia, "un crucifijo colgado de una pared es un símbolo esencialmente pasivo, cuya influencia sobre los alumnos no puede ser comparada a un discurso didáctico o a la participación en actividades religiosas". Añade el texto que la presencia de los crucifijos no está asociada a una enseñanza obligatoria del cristianismo y "nada indica que las autoridades se muestren intolerantes hacia los alumnos de otras religiones, no creyentes o de otras convicciones filosóficas".

Aquí en nuestro país, pues lo de siempre, unos encantados y otros extremadamente molestos. Hemos creado una sociedad, en la que muchos observan una conducta que no es aceptable, “no es justo lo que no es de mi gusto”. Las sentencias no tienen porque ser del gusto de todos, pero hay que acatarlas y obedecerlas. Aquí en España hemos podido observar, como dirigentes políticos desobedecen sentencias de manera impune, declaran que van a ponerse de acuerdo para hacerlo y el poder judicial calla y por lo tanto otorga.

Nadie hace nada, en todo caso unos pocos ejercemos el estéril derecho al pataleo, pero la inmensa mayoría de la sociedad permanece en silencio o lo que es peor festeja este hecho. Parece que nadie quiera ver que esta situación lo único que hace es socavar los fundamentos de nuestra democracia.

Decía que aquí cada uno diciendo lo que mejor le parece, la federación que agrupa a los padres católicos, la CONCAPA, celebra la sentencia; mientras los de la CEAPA siguen manteniendo su oposición a que en las aulas esté colocado el crucifijo, por entender que este símbolo “pertenece al ámbito privado de las personas”.

Pero parece claro cuál ha sido el motivo por el que el Tribunal Europeo de los Derechos Humanos ha entendido que la presencia de la cruz no va en contra de la libertad de conciencia de  los alumnos ni de la de los profesores. El alto tribunal ha argumentado que el crucifijo es un símbolo no solo de la fe cristiana, sino de identidad cultural de Europa.

No puedo estar más de acuerdo, por mucho que les duela a algunos, la cultura europea se ha nutrido desde hace siglos de la filosofía del cristianismo, y la cruz ha trascendido de símbolo religioso, que lo es sin duda, a formar parte de la identidad cultural de los europeos.

Resulta sorprendente la facilidad con la que algunos adoptan posturas activas de rechazo del cristianismo, mientras que aplauden con las orejas otras manifestaciones religiosas, las musulmanas por ejemplo. Todo lo que tenga que ver con la religión católica en nuestro país, es rechazado violentamente por una minoría que parece que no entiende nada o lo que es peor, que nada quiere entender..

Hace unos días pudimos ver cómo era profanada (es un término legal que conste), una capilla en la Universidad Complutense de Madrid. Unos universitarios, que seguro que se reputan demócratas y amantes de la libertad entraron violentamente en la capilla y una vez allí se dedicaron a beber cerveza y fumar porros, mientras contemplaban como algunas de sus compañeras semidesnudas llevaban a cabo actos lésbicos en el altar. Que conste que lo de lésbicos lo señalo por ser preciso, sentiría la misma repugnancia si los actos sexuales llevados a cabo allí hubieran sido heterosexuales.

Puedo aceptar que haya quién no quiera que haya una capilla en el recinto, puedo entender que se proteste, pero resulta inadmisible esta conducta aberrante. Espero que de una vez por todas las cuestiones que tengan que ver con la religión en nuestro país se afronten con cierto rigor intelectual, inteligencia y dignidad.

Hoy muchos luchan contra la Europa de la cruz pero apoyan a la de la espada. A mí me parece un contrasentido. De todas maneras y por centrarme en el tema, espero que Educación acate, cumpla y haga cumplir la sentencia sobre el crucifijo y las aulas con el mismo entusiasmo que si la opinión del Tribunal hubiera sido la contraria; que eso es lo que toca cuando uno es demócrata… pero de los de verdad.